22 Julio, 2017

Ultimas noticias
  • Informate con EL CACTUS, NOTICIAS DEL OESTE | www.elcactus.com.ar

#PosadasGate: Lo que el Grupo Clarín no te cuenta

>> Por Fernando Moretti – Históricamente el Hospital Nacional Alejandro Posadas ha sido terrero conflictivo, no sólo por la complejidad y la variedad de los casos médicos que atiende diariamente. También allí se vieron reflejados infinidades de conflictos políticos-gremiales que vivió el país a lo largo de 40 años.

En el Posadas durante la última dictadura cívico-militar funcionó el centro clandestino de detención El Chalet. También fue testigo del despojo estatal durante las décadas de los 80 y 90 (principalmente durante el menemismo).

Ahora, post kirchnerismo, se ha convertido en una especie de Franja de Gaza de la política nacional donde el macrismo intenta implementar su bestial política de despidos, con la imprescindible complicidad del Grupo Clarín y la necesaria colaboración de las fuerzas de seguridad.

Explotando sus vínculos con los grupos mediáticos, el macrismo intenta desplegar una campaña de desprestigio sobre el empleo público y fundamentalmente sobre los trabajadores estatales. A través de sus replicadores mediáticos, el objetivo es consolidar un consenso social que los habilite a aplicar la especialidad de la casa: despidos masivos.

Hace algunas semanas este medio denunció que Malena Lobo, hermana del presentador de la señal de noticias TN, Guillermo Lobo, llegó a dirigir la comunicación del hospital.

A través de una orden directa del Ministerio de Modernización se le encomendó a Lobo tareas de pseudo espionaje dentro del hospital para ejecutar despidos. Hoy, los mismos trabajadores del Posadas minaron el hospital de carteles con la cara de Lobo asegurando que va a trabajar sólo dos veces por semana y gana la jugosa suma de $50.000 mensuales (ver galería).

En declaraciones públicas, el Director del Hospital Alberto Díaz Legaspe subrayó que el hospital funcionaría bien con 1500 trabajadores menos y desnudó así su verdadero objetivo: despedir a todos aquellos empleados que tengan algún tipo de participación gremial, política, algunos de los cuales trabajan hace muchos años ad-honorem en áreas de especialización y capacitación. Esta situación constituye sin duda un acto de persecución ideológica digno de las peores etapas de nuestra historia.

Ayer desde Telenoche, se manipularon los hechos una vez más y se mostró la liquidación final de ex directivos del Posadas asegurando que eran sueldos mensuales. La mentira radica en que la liquidación incluye el proporcional de aguinaldo y las vacaciones no gozadas, como todas las liquidaciones finales en cualquier trabajo en relación de dependencia.

Otro de los temas que se le escapa al grupo económico-mediático de Magnetto son los negociados de los nuevos directivos macristas del Posadas. A saber:

Díaz Legaspe, ya había sido director del Posadas durante la presidencia de Duhalde en 2002. Además, representa a una firma intermediaria mediante la cual se contrataban camas del Hospital Centro Gallego de Buenos Aires para pacientes del Posadas.

El año pasado, en su carácter de lobbista, reclamó una deuda millonaria que aseguran fue saldada saldó a partir de la doble función que hoy ostenta Legaspe.

Mario Palermo actualmente es Director General de Asistencia Médica del Hospital Posadas y, a su vez, director médico del laboratorio Diagnomed S.A del cual su hijo Mariano es vicepresidente. Hoy desde su nuevo cargo, Palermo impulsa la contratación de su propia empresa.

Por último, Pablo Mazza es Director General de Administración y Finanzas (DAF) cargo que ya había ocupado de 2014 a 2015 bajo la deficiente administración de Donato Spacaventto. Fue apuntado por el accidente mortal del camillero Manuel García y debió abandonar el cargo presionado por la Comisión Intersindical del hospital. Ahora retomó su cargo como responsable de la DAF de la mano de Alberto Díaz Legaspe.

Artículos relacionados