22 octubre, 2020

Staff | Contacto

El INTA Castelar y un descubrimiento clave para combatir al dengue

El INTA Castelar y un descubrimiento clave para combatir al dengue

El compuesto desarrollado por el Instituto de Microbiología y Zoología Agrícola del organismo, podrá reemplazar o complementar productos comerciales de síntesis química y cuenta con potencial para su industrialización, además de ser beneficiosa con el medio ambiente.

Además del coronavirus, el dengue en la región creció de forma alarmante en los últimos meses. Ya cuenta con 32.000 casos confirmados en todo el país y 4 fallecidos. Frente a este panorama, el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) desarrolló un biolarvicida líquido para el control del mosquito transmisor de la infección viral.

La fórmula fue desarrollada por el Instituto de Microbiología y Zoología Agrícola (IMYZA) del INTA Castelar, cuyo director, Roberto Lecuona, explicó que “es uno de los productos que surgieron a partir de una importante colección de bacterias entomopatógenas constituidas principalmente por cepas nativas y exóticas de (la bacteria) Bacillus thuringiensis”.

Según precisaron desde el instituto, el nuevo biolarvicida será un método de control eficaz para combatir las larvas del mosquito transmisor y ya está disponible para ser licenciada a empresas interesadas en producirlo y comercializarlo.

En el país ya existen productos similares, pero según pudo precisó el director del Insituto, el nuevo compuesto permitirá “tener disponible para la industria un biolarvicida igualmente eficaz, como los mejores productos de importación, pero utilizando un protocolo de producción con insumos más económicos y de fácil acceso”.

A su vez, el responsable del laboratorio Insumos Bacterianos e investigador INTA – CONICET, Diego Souka, destacó que se trata de “un preparado estable y efectivo bajo condiciones similares a las de campo que podrá sustituir a productos importados”.

“Este bioinsecticida colabora con otras medidas de control para reducir las poblaciones del mosquito vector, siguiendo las recomendaciones del Ministerio de Salud”, remarcó por su lado la investigadora del IMYZA, Graciela Benintende.

Por último, los científicos comprenden que el control químico del vector debe hacerse con productos autorizados por la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT), tanto en el combate de la fase acuática como aérea y, a su vez, utilizar biolarvicidas para el control de larvas en la fase acuática.

Sumate al cactus

Medio de comunicación autogestivo con noticias locales y de la región.

Artículos relacionados