25 octubre, 2020

Staff | Contacto

Merlo | Una Policía Local le salvó la vida a un chico

Merlo | Una Policía Local le salvó la vida a un chico

Se trata de la oficial Gisela Sala, perteneciente a la Policía Local de Morón, que gracias a sus conocimientos en RCP logró revivir a un niño. Fue en el barrio Los Aromos de Merlo.

El Cactus habló con la oficial que narró lo siguiente: “El miércoles 7 de junio había terminado mi servicio, y con mi pareja (Alan Carpio) que también es oficial íbamos juntos a casa. Cuando antes de llegar nos encontramos con esta situación”.

La situación a la que Gisela hace referencia es la familia de Joaquín pidiendo auxilio en la calle. Joaquín es un bebe que después de sufrir una convulsión, literalmente había dejado de respirar.

“No dudamos un minuto y frenamos a preguntar qué pasaba. La madre del nene nos decía que su hijo no respiraba. Así que pido permiso para entrar a la casa y veo al nene que lo traía el abuelo. Lo tomo en mi brazos y pido que pongan un trapo o algo en el piso”

“Con mis conocimientos, que es lo que nos enseñaron en la escuela, me pongo a hacerle RCP al nene, mientras mi pareja llamaba a la ambulancia. A la tercera vez que le hago RCP veo que Joaquín empieza a respirar, a largar un poco de aire”.

“Ahí lo vuelvo a tomar en brazos y lo llevamos a la cama. Mientras esperábamos a la ambulancia yo todo el tiempo le hablaba ´Joquín, Joaquín´,  porque veía que se me descompensaba, que necesitaba oxígeno. Cuando salgo lo agarro a Joaquín y fuimos a la salita que era lo que teníamos más cerca. En ese momento el bebé pegó un llanto y ahí recién me tranquilicé”.

En cuanto a los sentimientos que se le cruzaron mientras sucedía todo esto y mientras le salvaba la vida al niño, la oficial explicó: “ahí me sentí muy bien porque la madre me abrazó y me dijo que si no fuera por mí el nene no estaba más con ella” “Fueron muchos sentimientos, la verdad que en ese momento no caía, era muy fuerte todo. Sí era consciente de lo que estaba haciendo”.

“También pensé en ese momento, que abajo del uniforme somos personas y aparte también soy madre. Cuando mi hija era chiquita también tuvo convulsiones y yo me acuerdo que salí corriendo a buscar ayuda y un vecino me ayudo, así que se me llenaron los ojos de lágrimas por Joaquín”.

Por último Gisela Sala remarcó: “En ese momento me sentí más madre que oficial. Estoy muy orgullosa y siento que elegí bien mi profesión porque me gusta ayudar”.

El agradecimiento de la madre mediante las redes sociales no se hizo esperar : 

Sumate al cactus

Buen dia hoy keremos compartir con todos ustedes esta imagen y me gustaria ke todo el mundo sepa kienes son.. ellos se…

Posted by Joa Karii Leo Aguero on sábado, 17 de junio de 2017

Artículos relacionados