18 junio, 2019

Staff | Contacto
Ultimas noticias
  • Informate con EL CACTUS, NOTICIAS DEL OESTE | www.elcactus.com.ar

Elecciones 2019 | El Gobierno le abre la puerta a la trampa

Elecciones 2019 | El Gobierno le abre la puerta a la trampa

En pleno año electoral y sin llevar la discusión al Congreso, el Gobierno de Mauricio Macri pretende modificar las condiciones de las votaciones. Cambiar las reglas del juego cinco minutos antes de salir a la cancha enrarece el clima y despierta suspicacias. Acá te contamos cuáles son los cambios y que implican.

Por @zuranog |

El viernes 22 de febrero a las 11 hs. se realizó una reunión en la sede de Dirección Nacional Electoral (Gascón 350 CABA). El encuentro lo encabezo el secretario de asuntos políticos e institucionales del Ministerio del Interior, Adrián Pérez y participaron apoderados de todas las fuerzas políticas.

Allí, Pérez,  ex hombre de confianza de Elisa Carrió, trató de explicar las modificaciones a la Ley 19.945 y sus modificatorias, la Ley N° 24.007 y el Decreto N° 1138 del 4 de junio de 1993 (Código Electoral Nacional). Pese a los esfuerzos del funcionario por mostrar las bondades de estas modificaciones, no pudo evitar despertar las sospechas entre los representantes de las fuerzas políticas opositoras al Gobierno.

“Mediante tres decretos y una resolución, modifican las reglas del juego en pleno proceso electivo, lo hicieron casi a escondidas en el mes de enero, sólo unos días antes de que publicaran el cronograma electoral y modificando el Código Electoral sin pasar por el Congreso. Es inevitable que se piense en la posibilidad del fraude”, expresó alguien presente en la reunión a este medio.

Además de los tres decretos presidenciales que modifican la Ley y que despertaron muchas sospechas y algunas quejas, en esta reunión Pérez hizo referencia a un punto que es aún más polémico.

El Gobierno intenta imponer la modificación del proceso de envió de datos desde los colegios al centro de cómputos. Este cambio pretende remplazar las planillas (telegramas) que llenan las autoridades de mesa y que traslada el correo, por un envio digital, luego de escanear dichos documentos.

Según expertos en la materia, la transmisión de los datos vía electrónica podría dejar la puerta abierta a una nueva forma de manipulación o adulteración de los verdaderos valores volcados en los telegramas.

Nicolás Wolovick es Doctor en Ciencias de la Computación y Profesor asociado de la Universidad Nacional de Córdoba. En dialogo con El Cactus, expresó: “Todo el sistema que está planteado es oscuro porque no hay acceso al software para nada, no se pueden ver las actas cargadas en tiempo real, no podés bajar los datos que se están cargando en ese momento. Todo eso hace que el control sea imposible”.

En ese sentido, Wolovick también remarcó que el software “es privativo” y que todas estas cuestiones señaladas deberían estar en los pliegos de licitación porque son los requisitos “mínimos para garantizar la transparencia y para que uno pueda tener confianza y ver que funcionan bien estos programas ejecutados por las computadoras, que son objetos matemáticos realmente complicados”.

 “Cuando se les abre las puertas a estas tecnologías y se las deja entrar sin un ojo crítico, de una manera no criteriosa, se está generando  un escenario latente para futuras formas de vulnerabilidad”.

El especialista enfatiza en el hecho de que si bien la posibilidad de cometer fraude existe ya en el sistema que se viene implementando, este cambio y la nueva incorporación lo que hace es agregar más puntos débiles al proceso: “Antes si alguien quería hacer fraude tenía que sobornar al correo, entrar en el camión que transporta las urnas, violar los precintos, cambiar las actas, etc. Ahora, además de todo eso, también existe la posibilidad de hackear el programa que saca la foto, hackear el programa que lo trasmite, hackear el programa que carga los datos o hackear el programa que suma”.

La empresa contratada para desarrollar el software que transmita los datos de los telegramas es Smartmatic International Holding, una empresa nacida en Venezuela durante el chavismo y que proveyó a ese país de softwares para el voto electrónico. Sin embargo su composición accionaria cambió y hoy es una firma con sede en Londres y ligada a intereses transnacionales, como lo explica el periodista Adrián Murano en la nota publicada por Tiempo Argentino el 13 de enero, bajo el título “Elecciones Peligrosas”.

Los decretos

Son tres los decretos del Poder Ejecutivo que modifican el Código Electoral Nacional y todos fueron publicados en el Boletín Oficial en el mes de enero de 2019 y firmados por el Presidente Mauricio Macri, el Jefe de Gabinete Marcos Peña y el Ministro del Interior Rogelio Frigerio.

El 45/2019 versa sobre “El voto presencial de los electores argentinos residentes en el exterior”, y entre las modificaciones más importantes está la que establece que ya no será necesario que el voto se emita en el consulado sino que podrán enviarlo por correo postal. La opción de emisión del sufragio por correo postal prevé la inscripción de manera online en un padrón especial para los que opten emitir su voto por esta vía.

La principal crítica que recibió este decreto es que el elector acredita su identidad con sólo llenar un formulario de declaración jurada que luego remito en el sobre vía correo. Es decir que no se puede verificar que quien haya emitido el voto sea realmente la persona que declara ser.

El 54/2019 modifica los aspectos de la ley que reglamentan el voto de aquellas personas que se encuentran privadas de su libertad.

Por su parte el decreto 55/2019 establece que aquellas personas que están afectadas al Comando Nacional Electoral ya no tendrán que ir a votar al lugar donde tengan asentado su domicilio sino que “emitirán el sufragio entre SIETE (7) y DOCE (12) días antes de las elecciones primarias, abiertas, simultáneas y obligatorias y entre SIETE (7) y DOCE (12) días antes de las elecciones nacionales”.

Este decreto no deja en claro dónde votarán los efectivos, quiénes oficiarán de autoridad de mesa, quiénes controlarán que el acto eleccionario se desarrolle con normalidad y quiénes fiscalizarán que se encuentren todas las boletas.

Teniendo en cuenta que los tres decretos prevén la confección de padrones especiales, suma preocupación la dificultad para controlar que no haya doble empadronamiento. Es decir que una misma persona no esté en alguno de esos padrones especiales y también en el que estará en la mesa el día de las elecciones, posibilitando la duplicación del sufragio.

Algo huele raro

Más allá de las explicaciones técnicas, lo cierto es que las formas y el momento elegido despiertan sospechas hasta en las personas mejor pensadas.

¿Por qué lo hacen por decreto? ¿Por qué no se llevó esta discusión al Congreso? ¿Qué despertó el apuro y la desesperación del Gobierno por introducir estos cambios? Es imposible no relacionar las respuestas a estas preguntas con las mediciones que diariamente llegan a la Casa Rosada y que muestran una caída de la imagen presidencial y un crecimiento de su principal contrincante, Cristina Fernández de Kirchner.

Lo que se decide este año es mucho y quizás sean los comicios más relevantes desde el regreso de la democracia ya que nunca se expresó tan claramente la dicotomía entre dos modelos distintos de país.

En estas elecciones el que puede y tiene muchas posibilidades de perder no es sólo Macri ni Cambiemos, sino el poder económico concentrado, los nichos de corrupción del sistema de administración de Leyes y los medios hegemónicos de comunicación que oficiaron de “coordinadores” de cada maniobra del Gobierno.

Este equipo así conformado no se resignará a una derrota fácil.

Para ver los decretos completos: Se pueden buscar en www.boletinoficial.gob.ar bajo la siguiente numeración Decreto 45/2019; Decreto 54/2019 y Decreto 55/2019

 

Esta nota forma parte de la edición papel de El Cactus y se puede conseguir en esa versión en los siguientes puntos de distribución gratuita:

Medio de comunicación autogestivo con noticias locales y de la región.

Artículos relacionados